Entonces Temblará El Infierno

Published: Wednesday, 29 June 2011 Print

Daniel 6: 18-23

Este mensaje es solamente para aquellos que en medio de quebranto y luchas necesitan saber que Dios no está lejos, que lo que el ha prometido lo cumplirá, el prometió que nunca te dejará y que nunca te desamparará, y eso El hará. Quiero presentarte con la oportunidad de confiar en Dios por sobre todas las cosas, no importa lo que esté sucediendo en esta nación, no importa lo que este sucediendo en tu vida. La iglesia que se mueve en lo apostólico y lo profético, es una iglesia de fe.

Hay muchas citas bíblicas que nos hacen comprender lo que significa confiar en el Señor. Por ejemplo: el salmo 37: 5 “Encomienda a Jehová tu camino, y confía en el; y el hará”. Hay dos cosas que tenemos que hacer para que Dios trabaje a nuestro favor, según este texto;

1) encomendarnos,

2) confiar. Esto moverá su mano y entonces El hará.

Muchas veces perdemos la fe y nos debilitamos sobre todo en los tiempos en los que vivimos.

Pero la historia que nos presenta Daniel es una que nos da autoridad para hacer temblar al infierno. Un grupo de gobernadores y sátrapas deciden desarrollar una conspiración contra el. Pero “todo obra para bien para los que aman a Dios, aquellos que por su causa han sido llamados.”

Ustedes conocen la historia de Daniel bien, pero a donde yo quiero que lleguemos es al horno de fuego: Daniel se sometió al trato del Rey, recordemos que Daniel era un hombre que confiaba en Dios. Es tirado al foso de los leones, allí su testimonio y el de sus amigos le enseñan al rey (Nabucodonosor) que el confiar en Dios desmantela a Satanás; el que confía en Dios tiene autoridad, el que confía en Dios tiene valentía, el que confía en Dios tiene fuerza sobrenatural para soportar el fuego de las pruebas.

Dios entonces protege a los que les sirven en Espíritu y en verdad. En Daniel 6:22 escuchamos “Mi Dios envió Su ángel (esto es Cristo), el cual cerro la boca de los leones, para que no me rehiciesen daño, porque ante el fui hallado inocente, y aun delante de ti oh rey, yo no he hecho nada malo.” Daniel es librado y no solo él sino también sus amigos.

Hermanos y hermanas, Daniel ha sido para mí un ejemplo de la fortaleza que se adquiere al adorar confiando en un Dios vivo y verdadero con completa fe y confianza. “Entonces dijo David al filisteo: “Tu vienes contra mi con espada y lanza y jabalina; mas yo vengo contra ti ene. Nombre de Jehová de los ejércitos. El Dios de los escuadrones de Israel, a quien tu has provocado.” 1 Samuel 17:45

Jehová Stsikenú, el capitán que nos defiende, en su nombre estamos dispuestos a enfrentar las pruebas cayendo en el horno de fuego y los leones que devoran. El nos envía ayuda a través de sus ángeles, salimos victoriosos, pues quienes perecen son los que han tratado de hacernos daño. Estamos rodeados por su Espíritu, como el Salmo 23 nos indica.

Mi peregrinaje ha sido arduo, pero he convocado una y otra vez el nombre del Señor y Ebenezer, Ebenezer, hasta aquí me ha ayudado Jehová.

Hay lecciones clave en la fe que tenemos que desarrollar y no puede suceder si no caemos en el horno de fuego, no nos gusta, no lo queremos, pero es en el horno que nos damos cuenta que Dios no permitirá que nos quememos.

La fe se traduce en obediencia; lo que hacemos pone de manifiesto nuestra fe. La fe no es meramente una declaración de principios, sino que determina acción, produce obediencia, y cuando vence, DA FRUTOS.

Si nos sometemos al trato de Dios, el horno se convierte en una herramienta para nuestra victoria, tiembla el diablo, sus secuaces y hasta el infierno cuando nosotros:

  1. Nos aprestamos a hacer lo que Dios demanda de nosotros. Tenemos que saber que Dios solamente continua hablando a los que le obedecen. Recuerda que guardó silencio por 400 años y no le envío profeta a Israel.
  2. Comprendemos que ser obediente a medias es lo mismo que desobedecer. “Obedecer es mejor que los sacrificios.” 1 Samuel 15:22
  3. No sustituyas la obediencia a la Palabra de Dios con religiosidad. Conoce que Dios repudia la desobediencia y la rebelión. Comprende que escuchar la Palabra de Dios y no practicarla (obedecerla) es rechazarla.
  4. No temas, esta palabra aparece 365 veces en la Palabra, tienes un “no temas” para cada día. NO le temas a los gobernantes y sapatras de las tinieblas, Jehová, Dios de los ejércitos está contigo. Unos de los atributos de Dios es “el OLAM” que significa El Eterno. Quiere decir que Dios ya estuvo donde tu estas, quiere decir que ya Dios estuvo en tu futuro. El lanzó una palabra profética donde dijo: “Serás mas que vencedor” y se movió al futuro para verla hecha realidad. Dios vio tu futuro y viene a tu presente para decirte como termina la película. Dios ya sabe lo que te va a pasar. Dios lo ha visto. El esta en tu futuro y ve tu victoria y ha venido a tu presente para decirte: “ya estuve a donde vas a estar. Ya se lo que te va a pasar… ¿Qué me va a pasar Señor? “Todo lo que hagas te saldrá bien”

Hits: 2169